Ingesta de licor e intolerancia social
Suministrada por la Policía Metropolitana
25 Ene 2021 06:13 PM

Aumentan riñas y consumo de licor pese a toque de queda y ley seca en Bucaramanga

Ingrid Liliana
Jaimes Jaimes
@ingridjaimes141
Hay alerta en Bucaramanga y su área metropolitana por el alto número de casos de riñas en un fin de semana.

Continúan en aumento las riñas y el consumo del licor en Bucaramanga y su área metropolitana, pese a las medidas decretas por las autoridades como el toque de queda y la ley seca.

Solo en un fin de semana y a través de la línea 123, la Policía recibió cerca de 22.000 llamadas por hechos de intolerancia, ingesta de licor en lugares públicos y casos de violencia intrafamiliar.

El general Javier Josué Martín Gámez, comandante de la Policía de Bucaramanga, señaló “que pese a las medidas restrictivas el fin de semana anterior se presentaron varios inconvenientes, indisciplina social en diferentes sectores de la ciudad, personas que no acataron las normas, todo esto en comparación con los fines de semana anteriores”.

El oficial agregó “que se recibieron 870 llamadas por alteración a la tranquilidad, 874 casos de riñas y 163 casos de violencia intrafamiliar, en su gran mayoría se registró un alto número de casos de personas lesionadas, aumentó en comparación con el año anterior; es decir, se presentaron 23 lesionados”.

Llama la atención una pelea entre los habitantes de calle que se desató por disputa de un sector. Una persona reclama su sitio para dormir, la otra persona no le da el lugar y después se enfrentan hasta lograr lesionarse entre ellos indicaron las autoridades.

“El día sábado, cuando comenzaron las medidas de toque de queda y ley seca, parece que algunas personas iniciaron a ingerir bebidas embriagantes desde muy temprano. Y al final terminan en conflicto, porque se presentó una gran cantidad de llamadas de riñas, problemas, y alteración a la tranquilidad”, señaló el oficial.

Se realizaron más de 76 capturas por delitos como tráfico de estupefacientes, se incautaron tres armas de fuego, 293 armas blancas y se aplicaron 658 comparendos por incumplir las medidas restrictivas como toque de queda, ley seca.

Fuente
Sistema Integrado de Información