Protesta en Curití, Santander
RCN Radio
16 Dic 2022 10:40 PM

“Yo no me quiero quedar con el Acueducto”: alcalde de Curití responde a manifestantes

En el casco urbano protestaron para exigir garantías en el manejo del Acueducto comunitario.

Por segunda vez los habitantes de Curití, en Santander, se tomaron las calles del municipio para protestar por la presunta expropiación del Acueducto La Peña. 

Sin embargo, a los protestantes se les unió el reclamo del cierre de la Alcaldía durante el viernes, por un compensatorio para los funcionarios. Ellos denuncian que se debe a un rechazo de la protesta por parte de la Administración Municipal. 

Frente a esta problemática, el alcalde Ángel Miguel Triana señaló que las protestas se deben a una desinformación que tiene la comunidad sobre lo que será el manejo del acueducto comunitario. 

“Yo quería llevar tres pulgadas de agua más al acueducto, para de esta manera llevarles agua a las veredas que no tienen. Ellos dicen que yo quería expropiar, pero el acueducto es municipal, es del municipio y necesitamos agua para estas veredas”, agregó el mandatario. 

Explicó además que este acueducto está en comodato, allí algunos líderes son los responsables del manejo; sin embargo, este se venció y está en trámite un nuevo proceso con las comunidades. 

Cabe señalar, que de no permitir el paso de la Alcaldía serían cerca de 200 familias de las zonas veredales las que se quedarían sin el recurso de agua potable. 

“Nosotros les hemos llevado agua con carrotanques, pero tenemos la opción de que ellos tengan agua de grifo. Yo quiero que me dejen trabajar, no me voy a apropiar de nada”, puntualizó el mandatario de los curiteños. 

¿Qué dicen las comunidades? 

El temor de los habitantes es que esta, al parecer, es una situación que se ha realizado en esta última administración municipal de manera sistemática. 

“Apoyamos a las comunidades de las veredas que reclaman por la presunta expropiación de este bien comunitario para hacer parte de los bienes activos del municipio. Sin dar compensación o indemnización por el trabajo que se lleva invirtiendo en este acueducto. No sabemos que hay más allá de eso, pero si es de manera sistemática”, indicó Julián Sanchez, de la Organización Casa Aguaya y del Congreso Ambiental de Santander. 

Además, agregó que lo más probable es que el costo en el servicio de agua aumente y se queden ellos sin la autonomía de manejar sus recursos. 

“Quieren limitar el consumo de agua a las comunidades campesinas o quitar la autonomía de independencia frente al manejo de los recursos naturales”, puntualizó Tangua. 

Por su parte, el llamado que hacen las comunidades y los campesinos es que se respete el derecho de los ciudadanos y mencionaron que se están adelantando las acciones legales correspondientes. 

Fuente
Alerta Santanderes