Cifras que entrega ANLA y Ecopetrol sobre daños operacionales no coinciden: Ambientalistas
Foto: RCN Radio.En referencia a artículo.
29 Abr 2021 11:01 AM

Ambientalistas denuncian inconsistencias en las cifras sobre daños operacionales en Barrancabermeja

Yuli
Metaute Londoño
@yulimetaute
Según Ecopetrol, 1.493 son los incidentes ocurridos en los campos de Santander y Meta, mientras que la ANLA solo reportó 1.429 incidentes.

Incidentes operacionales como fugas, derrames de petróleo, piting o colapsos en las líneas de conducción, fallas en las operaciones de pozos, han ocurrido en los campos La Cira Infantas, Bloque Centro, Casabe-Peñas Blancas, Catagallo-Yariguí, Llanito, Lisama, entre otros campos ubicados en el Magdalena Medio santandereano y Meta.

Óscar Sampayo, ambientalista y politólogo, en diálogo con RCN Radio, manifestó su preocupación y la del resto de ambientalistas del Magdalena Medio tras contrastar las respuestas solicitadas a la Autoridad Nacional de Licencias Ambientales (ANLA) y a Ecopetrol, sobre cifras de daños operacionales en el territorio y Meta, desde el 2015 a febrero del presente año.

Y es que, según Ecopetrol, 1.493 son los incidentes ocurridos en los campos del territorio santandereano y Meta, mientras que la ANLA reportó 1.429 desde 2015. ¿La diferencia de cifras a que corresponde?, esta es la pregunta que se hacen los ambientalistas.

Ecopetrol informó en su reporte que de los 1.493 incidentes, 582 ocurrieron en el corregimiento El Centro, “alrededor de un tercio de los daños operacionales que ocurrieron entre el Magdalena Medio y el Meta”, aseveró Sampayo.

Asimismo, acotó que por lo menos 1.300 barriles han sido derramados en los 41 incidentes registrados en el campo Cantagallo-Yariguí, causados por terceros, lo cual genera mucha preocupación en los ambientalistas “porque estos barriles han sido esparcidos en los cuerpos hídricos, en la naturaleza y los principales afectados somos los habitantes de la región”, agregó.

Óscar Sampayo considera que no se cuenta con un estado robusto, el cual garantice únicas cifras sobre los daños operacionales. “Por esta razón, evidenciamos la debilidad institucional que tiene el Estado colombiano,  de no garantizar vigilancia de estas actividades. A quién le creemos, a la ANLA o al operador Ecopetrol”, dijo.

 

Pese a la situación de reportes diferentes de estos dos entes y del daño ambiental evidente a causa de los daños operacionales, los ambientalistas solo reciben de la Agencia Nacional de Hidrocarburos un silencio sepulcral.

Fuente
Alerta Santanderes